Fisioterapia‎ > ‎Tratamientos‎ > ‎

Punción seca

El método de punción seca va encaminado al tratamiento de los puntos gatillo. Los puntos gatillo, definidos de forma muy simple, son puntos dolorosos de los músculos, que cuando se activan dan un dolor irradiado de forma que el músculo está debilitado y no le llegan nutrientes. 

La idea es tratar esta zona de contractura máxima (punto gatillo miofascial) mediante la introducción de una aguja estéril de acupuntura, hasta los lugares cuya palpación desencadena el cuadro de dolor muscular del paciente. Esto hace que el sistema nervioso central comience un proceso de regeneración de este músculo dañado de forma que llegan más nutrientes, el músculo se relaja en su totalidad y desaparecen síntomas como el dolor local y el dolor irradiado. Es una técnica poco dolorosa y muy sencilla.

El tratamiento está indicado en cualquier patología que curse con dolor miofascial tanto a nivel local como a distancia.
  • Cervicalgias 
  • Lumbalgias 
  • Dorsalgias
  • Lesiones deportivas musculares: contracturas, distensión muscular, roturas musculares…
  • Tendinopatías
  • Artrosis: en cada articulación afectada se activan distintos PGM que desencadenan un dolor independiente al propio daño intraarticular que puede mejorarse con la aplicación de punción seca en dichos PGM.
  • Lesiones de hombro: impigement...
  • Dolores de cabeza y cráneo